martes, 24 de septiembre de 2013

Columna para #TardeHit "La Tv Chilena de ayer y hoy"

Hace algunas semanas me invitaron a inaugurar una sección en #TardeHit consistía en #ColumnistaInvitado y tuve el honor de ser el primer invitado, me dieron tema libre, podía escribir acerca de música, tv o el medio que quisiera, no soy fanático de la nueva tv (ni siquiera tengo tele ahora en mi pieza) y decidí hacer un breve repaso (homenaje) a todo lo que he visto, admiro, leí o encontré acerca de la tv chilena, les dejo el link por si quieren pasar a comentar también ahí. esto de ser columnista es entrete, yo ya llevo un año escribiendo para Intheclub y próximamente me sumaré a una revista de música, anteriormente he escrito para 4 sitios de forma permanente, es bastante entretenido (Oh Dios tuve que haber estudiado periodismo) Espero les guste. y acá el link de la columna http://tardehit.wordpress.com/2013/09/10/columnistainvitado-la-tv-chilena-de-ayer-y-hoy/

Como bien sabemos todo en la vida es cíclico, y vaya que ha ido variando nuestra televisión desde sus primeras transmisiones en 1957. 
A pesar de que el panorama se ha ido modificando y la postal de la familia reunida frente al televisor hoy es solo un bonito recuerdo, la televisión sigue siendo sin lugar a dudas el medio de comunicación y entretención más importante de nuestro país.
El primer hito relevante de nuestra televisión lo marcó la transmisión del Mundial de fútbol de 1962 el cual tuvo como sede nuestro país, este hecho significó ver a barrios enteros dentro de la casa del afortunado vecino que poseía alguno de estos aparatos, o gente apostada en las calles fuera de tiendas comerciales que exhibían en sus vitrinas los últimos modelos, situación que hoy difiere bastante ya que es común ver uno o más televisores por casa, incluso portátiles para el auto o celulares con televisión, todo un avance.
La televisión ha cumplido su labor de comunicar durante décadas. Ha transmitido las noticias más importantes de nuestro país y el mundo, también ha integrado a las regiones, creándose canales regionales con muy buena programación.
Durante mucho tiempo el público fiel de nuestra televisión fueron los más pequeños de la casa para los cuáles se creó una programación especial que incluía programas como Los bochincheros, Pin pon, y los clásicos capítulos del Chavo del 8, El Chapulín Colorado e incluso populares series animadas japonesas que causaron impacto en la generación.
Y quizás el rubro que más éxito ha tenido en la televisión es el de entretención y musicales, aquí destacan, la manivela, el festival de la una, magnetoscopio musical, y el mítico sábados gigantes con la conducción de Don francisco, el personaje más famoso y éxitoso de la televisión chilena, que puede ser comparado hoy en día con la carrera que supo llevar el fallecido Felipe Camiroaga que tuvo muchos programas éxitosos y fue despedido entre aplausos por sus seguidores.
El humor ha sabido evolucionar en los tiempos, hemos visto como diversos artistas han finalizado sus carreras al ser abucheados por el monstruo de la quinta Vergara, el jappening con ja fue un monstruo del humor que logró llevar un éxito rotundo durante años, mención honrosa para Jorge pedreros, Eduardo Ravani y Fernando Alarcón junto al resto del elenco que supieron sacar carcajadas a todos los chilenos; otro programa que supo llenar el espacio del japenning con ja es morandé con compañía, catalogado como el estelar del pueblo y que lleva más de una década al aire con exuberantes bailarinas y variado humor ha sabido reinventarse siempre en las manos de Don Kike morandé, o el club de la comedia que ha logrado cautivar a varios chilenos en la actualidad.
Los estelares también han sido motor de esta industria, durante los ochenta y los noventa, fueron los principales programas de la parrilla programática de cada canal, destacan Martes 13, Viva el lunes, animal nocturno, Vértigo entre otros, donde se lucieron figuras como El gran Javier Miranda, Raquel Argandoña, Cecilia Bolocco, entre otros.
Los programas juveniles han logrado conseguir grandes dividendos, uno de los más recordados fue Música libre que hacía bailar y cantar a los jóvenes durante la década de los setenta y logró transformar en estrellas a varios de sus integrantes, la versión moderna de música libre fue Mekano, programa que durante una década no sólo repitió el éxito de música libre, sino que lo superó, cada tarde el programa llegaba a cifras impresionantes en cuanto a rating, logró hacer bailar a toda una generación, miles de personas adoraban a cada integrante del team mekano, sin duda hicieron historia para la televisión y quedarán en el recuerdo de toda una generación.
Los matinales se han convertido en los caballitos de batalla de cada canal, apuestan muchas fichas en sus rostros, panelistas, escenografía, equipo y se llenan de auspiciadores, el esquema de los matinales no ha variado mucho y consiste en exhibir: ayuda social, noticias y entretención, hemos visto varios proyectos y duplas televisivas, pero la dupla de oro será por siempre Jorge Hevia y Margot Kahl quienes se transformaron en la dupla más creíble de la década en la que fueron éxito.
Cuando surgió el género de los reality show en chile, el fenómeno fue inminente, recuerdo que ese verano muchas portadas de los diarios las ocupaban las aventuras de Álvaro Ballero y Janis Pope, quienes son los padres del género en chile, luego le siguieron decenas de anónimos que saltaron a la fama y luego al olvido, hasta que el formato se agotó, pero no podemos dejar de mencionar que los reality han sido la pauta de diarios y programas en la última década.
Hoy en día se habla de la crisis de contenidos en nuestra televisión, se exige una televisión de calidad y algunos piden menos farándula, pero la farándula es quien hoy mueve a esta industria, sus auspicios y el rating, existen diversos programas satélites alrededor del tema, en donde la especialidad es conocer acerca de la vida privada de diversos rostros, existen diversos panelistas u opinólogos, pero no debemos olvidar que antes de que conociéramos a Luli, quien inauguró este rubro fue La modelo Daniella campos y todo por un lío de discoteca.
Este constante proceso evolutivo está lejos de terminar, aún nos queda televisión para muchos años más y aunque algunos consideren la actual parrilla como una crisis, el fin de la televisión se ve lejano y a pesar de que han evolucionado diversas tecnologías, jamás existirá otra que logré ese feedback que nos provoca encender cada día nuestro televisor y disfrutar de la magia del zapping, total es fácil, si no le gusta … cambie de canal.

4 comentarios:

  1. Que buen post!
    Yo tampoco tengo tele en la pieza porque no me gusta, siento que es como un intruso a mi intimidad.
    De la telvisión de antaño extraño programas como Tata Colores (caída de carnet en 3,2,1...), pinpon y cachureos.
    Tengo que admitir que mi pre-adolescencia me la baile completa con el tema mekano y el juego de la gomita y todas esas tonteras que en esos años nos divertíaan gracias a los ídolos de papel.
    Fue bonito mientras duró.
    saludos!

    ResponderEliminar
  2. Durante toda mi vida me controlaron demasiado la tele. Cuando era chica mi papá le sacaba el cable para que no pudiera verla todo el fin de semana y en las mañanas siempre fue prohibida. Cuando me fui de la casa no tuve tele por 2 años, pero después mi marido compró una por culpa del Mundial de fútbol. Hace poco me atreví a poner una tele en mi pieza porque acá hace tanto frío que a veces si uno quiere ver algo es más agradable taparse en la camita y así ver una película o qué sé yo en vez de ir al living a congelarse para ver algo.
    Se nota que investigaste harto para escribir sobre la historia porque no creo que hayas vivido muchas de esas cosas, pero bien! es más o menos un resumen de 50 años que han pasado. Tal vez agregar que la tele fue en blanco y negro como hasta el 78 creo y cuando llegó la tele en colores fue el boom de venta de aparatos nuevos. En mi casa duró mucho uno chico de 14 pulgadas de color blanco que fue la primera de esas teles y veía que decían que por culpa del color los animadores empezaron a usar trajes más coloridos y escenografías con más detalle y color también para que se notara. Ahora es tan vintage ver videos de programas de antaño sin color, pero era lo que había o más. Mi mamá incluso decía que cuando llegaron las primeras teles en blanco y negro, no todos tenían y la gente del barrio se juntaba en la casa de la cuadra a ver algún programa importante.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. Yo tampoco tengo tv en mi pieza y luego de 6 años recién tuve el año pasado. Pero como ya perdí la costumbre de verla y teniendo solo televisión abierta la verdad es que las opciones se reducen bastante. Sin embargo recuerdo cuando más chiquita como que todo el mundo veía las teleseries o programas como Rojo y uno hasta se juntaba con los amigos y la familia incluida a verlos y era muy chori. O cuando yo era más chica incluso jugaba a las teleseries, me acuerdo de ir en un colegio de solo niñas y jugar a Adrenalina jaja
    Saluditos, muy buena tu columna =)

    ResponderEliminar
  4. Pues sí, debiste estudiar periodismo! Jajaja.

    Un abrazo!

    www.walk-a-million-miles.com

    ResponderEliminar